Adicta a Formentera

En un abrir y cerrar de ojos puedo imaginármela, tan azul, tan dorada, tan salada…tan pequeña como secreta y chic. Suave y fuerte a la vez. Cuando llego me acoge vibrante pero respetuosa con todo su entorno.  En sus aguas me siento estrella de mar, sus noches me hacen sentir sirena, sus amaneceres me iluminan por completo. Las mañanas entre sus higueras y bicicletas me hacen pensar que el verano

Seguir leyendo …