Comporta, a caminho do mar…

“Erase una vez un pueblecito blanco del Alentejo, donde llevar una vida sencilla, de días soleados a la orilla del mar” Poco se parece mi definición, a las revistas de Moda, donde Comporta, “los Hamptons europeos” se define por sus visitantes de la jet o sus playas vírgenes que la convierten en un destino codiciado y secreto. No es lo que sentí yo. Buscaba naturalidad, paz y eso encontré a

Seguir leyendo …